Saltar al contenido
Biología Visual

Técnicas Para el Compostaje de Desechos Sólidos y Vegetales

Se pueden usar muchos tipos diferentes de compost para mejorar el suelo. La mayoría se usa para árboles y arbustos, camas de cultivo, huertos y áreas de césped.

El compostaje es un proceso natural de descomposición que se encuentra en la naturaleza. El compostaje casero acelera este proceso. Es un proceso aerobio y natural realizado por la acción de microorganismos como bacterias y detritívoros.

El compost se puede hacer de casi cualquier material orgánico. Estos materiales eventualmente se descompondrán en un producto estable que proporciona nutrientes, aumenta la capacidad de retención de humedad, regula la temperatura y mejora la materia orgánica en el suelo.

desechos solidos y vegetales

El compost comprado puede contener compuestos no deseados tales como patógenos, residuos de pesticidas o metales pesados. Por este motivo, es mejor fabricarlo personalmente en casa.

El propietario puede crear diferentes tipos de compost pero las técnicas siempre son las mismas.

Índice

    Tipos de compost y sus técnicas de fabricación

    tipos de compost
    • Compost casero: El compost casero se puede hacer con desperdicios de frutas y verduras, recortes de césped, podas, ramas y toda materia orgánica que se encuentre en su casa. Se puede hacer en una compostera especializada o en cualquier recipiente, también, se puede hacer en montones en el suelo o en una zanja. El proceso es muy sencillo, solo tienes que ir agregando tus desperdicios en capas de materia verde y café, agregar tierra, agua y revolverlo cada semana para ir mezclando los materiales.
    • Césped: El compost de césped es muy fácil de hacer, solo se necesitan recortes de césped y un lugar donde colocarlos. Puedes depositar el pasto en un costal y cerrarlo por completo, también puedes hacer un montón y dejarlo en un lugar en la sombra. Este tipo de compost se convertirá en abono tras un tiempo en reposo.
    • Césped con hojas secas: Solo tienes que ir apilando en capas las hojas secas y el césped, las capas tienen que ser delgadas, una capa de materia verde y encima una capa de materia café y listo. A este tipo de compost no tienes que darle mantenimiento.
    • Hojas: La hojarasca es un buen hummus que proteje y enriquece el suelo del jardín. Apila las hojas secas (exceptuando las de eucalipto y las agujas de pino) que se caen de los árboles y todo lo sobrante de la poda de las plantas, esparce un poco de agua para que esté húmedo y cubre la pila con tierra, por ultimo, lo dejaremos en un lugar no expuesto al sol y lo rociaremos 2 veces a la semana para que esté húmedo.
    • Estiércol (vaca, caballo, oveja): Para hacer este tipo de compost solo se necesitan los desechos normales para hacer compost (podas, restos de cocina y hojas secas), solo que se agrega un ingrediente más que es el estiércol. Se observa que hasta un contenido de 60% de estiércol en la mezcla de compost no afecta al proceso de compostaje. Agregar estiércol ayuda a acelerar el proceso de compostaje y agrega más nitrógeno y nutrientes al compost.
    • Compost para el cultivo de Champiñón: Este tipo de compost está hecho a un nivel industrial por los productores de champiñones, utilizando materiales orgánicos como musgo de turba, heno, cal, paja, mazorcas de maíz, harina de soja y cascaras e incluso el estiércol de aves de corral o de caballos. Lo puedes comprar como abono y fertilizante para plantas.
    • Vermicompostaje (humus de lombriz): Es la misma técnica que el compost casero solo que consiste en la utilización de lombrices (es más laborioso que el compost normal y requiere más atención). Es más rápido y ocupa menos espacio ya que se puede hacer dentro de casa. El proceso requiere una compostera especial y debe tener una humedad constante y concreta y mucha aireación para que se lleve el proceso adecuadamente. Si el aire escasea se generarán malos olores y enfermarán a las lombrices.
    • Fibra de coco: Se utiliza compost normal o humus de lombriz y una pequeña parte de fibra de coco para dar esponjosidad, aireación y retención de agua. La proporción es 60% de fibra de coco y el restante 40% de compost. La fibra de coco se mezcla bien con el humus para que el resultado sea totalmente homogéneo. Este tipo de compost es muy bueno para germinar semillas.

    Técnicas para el compostaje de desechos sólidos y vegetales

    tecnicas para el compostaje de desechos solidos y vegetales

    Cómo eliminar el mal olor del compost

    Uno de los desafíos con el compostaje de desechos de alimentos y vegetales es su alto contenido de humedad: contienen 80-90% de agua. Si queremos reducir el riesgo de olor durante el compostaje, debemos reducir el contenido de humedad a aproximadamente un 60%, lo que requiere una gran cantidad de materia café, ¡2-4 veces el volumen de los desechos verdes! ¡Esto es particularmente un desafío en los casos en que no hay muchas hojas secas, ramas, paja o heno disponibles para usar como materia café!

    En una compostera de desechos vegetales con un contenido de humedad del 87%, junto con desechos de jardín. Debemos moler los desechos vegetales para reducir el volumen en un 50% y disminuir el tamaño de las partículas para acelerar la descomposición. Luego agregamos desechos cafés con un poco de tierra y lo mezclamos, para permitir que se evapore el exceso de humedad y mantener el contenido de humedad óptimo para el compostaje.

    Despues, del anterior proceso debe tener un olor mínimo en la compostera. Las temperaturas deberán aumentar, y la materia orgánica estará aireada para mantener una concentración óptima de oxígeno. El material resultante después del proceso de 5 semanas no tendrá olores desagradables y comenzara a combinarse para formar compost.

    Los resultados del aprendizaje fueron que los desechos de alimentos y vegetales se pueden compostar con éxito a pequeña escala con una infraestructura mínima, y que los principios de evaporación de la humedad se pueden adaptar a un proyecto de compostaje en casa.

    El proceso nuevamente verificó que cuando tenemos tasas de aireación óptimas para el compostaje de desechos de alimentos y vegetales, ¡debemos mezclar el material casi semanalmente para evitar un secado inconsistente!

    Acelerar descomposición de la materia orgánica

    acelerar descomposicion materia organica

    Una vez que haya llenado su contenedor de compost con los ingredientes apropiados, es fácil olvidar girar el compost para mantener los materiales bien mezclados después de mucho tiempo.

    Al igual que otros organismos, los microorganismos en el compost necesitan oxígeno para sobrevivir, por lo que es importante revolver la mezcla una vez por semana. Sin una ventilación adecuada, las bacterias en el compost ralentizarán este proceso, produciendo menos calor.

    Una forma fácil de saber si el compost necesita ser volteado es su temperatura interna. Revolver su pila de forma regular ofrece una serie de beneficios, incluyendo:

    Mayor velocidad

    Debido a la enorme cantidad de residuos con los que tenemos que lidiar a diario, nos cuesta mucho mantener el ritmo. Cuando la pila de abono se ventila adecuadamente, descompone el material compostable a un ritmo más rápido, haciendo que la rotación entre el material compostable y el compost disponible sea más rápido.

    Cuando los microorganismos en su pila de compost tienen una cantidad apropiada de oxígeno, pueden descomponer los desechos a una velocidad mayor.

    Un ambiente más adecuado

    Cuando los microorganismos en el compost comienzan a trabajar más rápido, liberan más calor en el proceso.

    En el proceso de compostaje, el calor es esencial. Sin ella, las plagas invasoras crecerán rápidamente y las semillas de las malas hierbas no serán eliminadas.

    Aunque hay muchos descomponedores diferentes trabajando para convertir las plantas en abono, los microorganismos son la verdadera fuerza impulsora detrás de la formación de compost. A medida que descomponen la materia vegetal, producen dióxido de carbono y calor, lo que a su vez crea un ambiente más adecuado para que los microorganismos que prefieren altas temperaturas entren en el compost y formen un ciclo beneficioso.